El Hacking Team

0

Actualización del 27 de Julio del 2015. El blog The Intercept ha publicado una nota que hace referencia a la venta de software espía del Hacking Team a los gobiernos de Honduras y Guatemala, citando como intermediario al traficante de armas Ori Zoller. 

El pasado 6 de julio piratas informáticos publicaron información interna de la empresa italiana de seguridad informática Hacking Team, que se dedica a desarrollar y vender herramientas para hackear –obtener información de forma electrónica sin autorización del objetivo–. Se hizo evidente que los únicos clientes de esta empresa son gobiernos, agencias de inteligencia y departamentos de policía alrededor del mundo; dirigiendo la atención hacia un grave problema en términos de legalidad, privacidad y derechos humanos de las autoridades. En los documentos filtrados hay referencias a Guatemala.

Entidades gubernamentales en EE.UU., México, Chile, Etiopía, Egipto y muchos otros países se encontraron en la lista de clientes de Hacking Team. Uno de sus productos más populares es el llamado Remote Control System (RCS) que permite tomar control de la información, archivos, mensajes, registros y conversaciones en dispositivos móviles y ordenadores. Dicho sistema puede ser instalado manualmente o de forma inadvertida por la red, sin que el propietario del dispositivo comprometido se percate e incluso permite el acceso remoto a cosas como la cámara y el micrófono del objetivo bajo vigilancia.

Hacking Team siempre ha sido discreta acerca de quiénes son sus clientes y por varios años ha estado en la mira de organizaciones periodísticas y de derechos digitales. Reporteros sin Fronteras los describe como mercenarios enemigos del Internet y un panel especial de las Naciones Unidas ha cuestionado sus prácticas comerciales por vender herramientas de inteligencia a gobiernos que violan los derechos humanos como Sudán.

No es para tomarse a la ligera si un arma como esta se usa como un instrumento de represión en contra de la ciudadanía de un país, espiando activistas de derechos humanos y periodistas. Periodistas etíopes y marroquíes han reportado haber encontrado spyware desarrollado por Hacking Team en sus computadoras portátiles. Es un serio problema de privacidad y libertad de expresión en cualquier país, pero especialmente peligroso en lugares donde existe abuso a los derechos humanos y hay escaso respeto a sus periodistas. Atenta contra la seguridad de los objetivos de esta vigilancia digital y pone en duda la legitimidad de los métodos de las autoridades que usan estas herramientas.

Son casi 500GiB de información los filtrados, es mucho qué explorar, pero curioseando entre los documentos publicados he encontrado uno haciendo referencia directa a Guatemala; es una factura por 450,000 dólares por la compra de 10 licencias para el RCS, vendido a una empresa con dirección en Panamá llamada Delafile S.A. Con fecha del 2013, la hoja de cálculo de Excel tiene el nombre de “Guatemala MOI”.

Captura

Hay poca información acerca de esa empresa, pero aparece como proveedor de servicios inmobiliarios en el portal del gobierno hondureño HonduCompras, gobierno que sí ha comprado los sistemas del Hacking Team; un correo electrónico filtrado de abril del 2014 confirma la compra de 25 licencias de RCS.

Captura

El significado del “MOI” en Guatemala queda en meras especulaciones por el momento pero enciende una alarma; lo que es un hecho es que Hacking Team solo vende sus productos a gobiernos según los términos que explica en su sito web. Talvez los documentos filtrados revelen más detalles con más ojos examinándolos (puede acceder a ellos usando el navegador Tor en la dirección http://hakteamvayuhxoe7.onion)

Si usted es periodista o activista de derechos humanos lo pueden estar observando desde su mismo ordenador o teléfono celular. Es importante no perder de vista estos métodos de represión, que aunque sutiles desafían los derechos fundamentales a la expresión, pensamiento, reunión, asociación y a la vida privada. En nuestros países, como Guatemala, la ciudadanía ha empezado a tomar conciencia de la importancia de las redes sociales y los medios electrónicos en general para organizarse y auditar información acerca de sus autoridades y es esencial que defendamos este derecho.

 

Share.

About Author

Alejandro Echeverría

Alejandro es ingeniero, tecnólogo, fotógrafo y montañista.

Leave A Reply