El Honorable Congreso de la República de Guatemala

2

Por Sofía Fuentes


Sofía FuentesA veces, me imagino al Congreso como un niño mareado, vendado, intentando pegarle a una piñata. Intenta e intenta, pero no le atina. Otras veces me lo imagino como un
slytherin malvado, astuto y nada sutil, que busca babosearnos y alcanzar propósitos perversos.

¿Por qué? Porque las leyes que necesitamos caen en una espiral eterna de postergación, y las leyes que nos dañan y les benefician son aprobadas en un día.

Veamos. Guatemala es el único país centroamericano que no cuenta con una ley de aguas. Sin embargo, hay iniciativas de ley sobre recursos hídricos desde 1990. De hecho, para septiembre de 2016 ya contábamos 27 iniciativas de ley relativas a este tema. Como regla general, estas propuestas se han conocido en el pleno, se han remitido a la Comisión Extraordinaria de Recursos Hídricos y luego se han perdido en el olvido.

Otro caso: hace 22 años que firmamos la paz y aún no tenemos una ley sobre desaparición forzada. Una ley como esta es importante porque hubo miles de casos de desaparición forzada durante el Conflicto Armado Interno; el Proyecto Interdiocesano de Recuperación de la Memoria Histórica registró 3,893 casos de desaparición forzada, en tanto que la Comisión para el Esclarecimiento Histórico registró 6,156. No obstante, se estima que esta cifra podría superar los 45,000 casos de víctimas. Sí hemos tenido propuestas: un convenio internacional en 1995, y una iniciativa de ley en 2007. Ambas quedaron estancadas, y no se han hecho nuevos esfuerzos.

Aprobar las reformas a la Ley Electoral y de Partidos Políticos ha sido otro proceso tortuoso. Desde la década de los noventas, hay más de cincuenta iniciativas de ley provenientes de múltiples actores para reformar, en menor o mayor medida, la Ley Electoral y de Partidos Políticos. Algunos cambios se lograron tras las manifestaciones de 2015, pero aún hay una segunda generación de cambios que se exigen sean hechos a la ley y cuyo avance es como correr en la arena.

A pesar de todo, el decreto 14-2017, mejor conocido como el Pacto de Corruptos, probó que la burocracia no afecta cuando hay intereses de por medio. Generalmente, para que una ley se apruebe debe ser discutida tres veces, en tres sesiones diferentes, salvo que dos tercios del congreso concuerden en que una iniciativa de ley es de urgencia nacional, como ocurrió en este caso. ¡Con cuánta rapidez se pusieron de acuerdo tantos diputados! ¡Cuán sorprendente fue la eficacia del sistema en esta ocasión!

En conclusión: como a muchos guatemaltecos, hablar del Honorable Congreso de la República de Guatemala me llena de exasperación y desagrado. No sé qué me asusta más: pensar que la mayoría de los congresistas no tienen idea de lo que hacen, o pensar que ellos saben exactamente qué es lo que están haciendo. Si son güiros pegándole al aire o villanos tramando perversidades. Cada vez me planteo con más seriedad quitarle eso de ‘honorable’ al nombre oficial de tan oscura institución.

Share.

About Author

En Paralela

Somos cuatro mujeres con mucha consciencia de género. Nos une la voluntad de hacer escuchar aquella forma de pensar nuestra realidad que corre en paralela a la opinión hegemónica y que frecuentemente es subestimada o ignorada. Queremos reivindicarnos como mujeres, como estudiantes universitarias y como ciudadanas guatemaltecas. Bienvenidos y bienvenidas a nuestro espacio. Primera semana: Celeste Guzmán Jugando a la vida, respetando sus respectivas reglas, algunas de ellas difíciles. Me encuentro en un momento desafiante: se está moviendo al mundo, con evoluciones y revoluciones de generaciones que al igual que yo están en la búsqueda de aquello que llaman democracia. Segunda Semana: Jaqui González Nací en el extranjero pero crecí en el oriente del país. Soy estudiante de relaciones internacionales, abierta a la verdad y optimista sin remedio. Convencida de la reconstrucción de una mejor Guatemala, me uno a la lucha contra la conformidad y exclusión. Tercera Semana: Sofía Fuentes Futura internacionalista. Idealista frustrada. Columnista amateur. Me gusta el sarcasmo, la literatura y toda conversación inteligente. Detesto la corrupción, la discriminación y los pelos en la lengua. Creo en que el diálogo y el disenso son el camino al progreso, en que el cambio se realiza con acciones y en que las redes sociales son aún un pozo inexplorado de imaginación política. Cuarta semana: Alejandra Escobar Mujer aprendiz de la vida, consciente del ahora y creyente de un mejor mañana. Soy amante de la igualdad, la justicia y la tolerancia en la sociedad. Estudiante de Relaciones Internacionales empeñada a buscar y dar lo mejor para Guatemala. Busco expresarme para crear reflexiones positivas con la esperanza de crear un cambio.

2 comentarios

  1. Stephany Sagastume on

    Por eso lo escribimos y lo mencionamos entre comillas ‘honorable’, son lacra de la sociedad, que se visten, comen y viven de gratis gracias a nosotros, se sirven la mejor tajada porque nosotros lo permitimos, seria magnifico que se aprobará una ley en favor del pueblo que tenga la potestad de privarles todo tipo de libertades y exigirles que trabajen al menos para ganarse su derecho de estar en su curul, que dicho sea de paso no se la merecen. Mis felicitaciones Sofy!!

  2. Salvador Chavez on

    Antes que nada quiero felicitarte por tan buen articulo y que me alegra que tu y las otras tres señoritas esten haciendo algo por nuestra querida Guatemala.

    Sobre el congreso lo que siempre he pensado es que ellos (los diputados) son como amebas que se pegan al intestino para alimentarse y en este caso mantenerse a expensas del pueblo, ellos por lo unico que velan es por sus propios intereses y no hacen nada mas que eso, mira el caso de la diputada que aprobo una carretera donde no habia ninguna poblacion… y cuando se investigo se encontro unicamente una propiedad y la dueña era ella, esto solo es un ejemplo.
    Sobre la ley de “Partidos Politicos” que te puedo decir ellos buscan como interpretar y modificar la ley para no verse afectados y poder participar en las proximas elecciones, cierto esta situacion es bastante decepcionante.

    Pido disculpas por no haber utilizado tildes pero estoy en una computadora con teclado en ingles y por politicas internas no puedo cambiarle el idioma 😀

    Y las felicito por hacerse escuchar, sigan adelante!

Leave A Reply