Estrabismo político

0

Alejandra Escobar

Por Alejandra Escobar

El estrabismo es una enfermedad óptica que hace que los ojos no se alinean en la misma dirección, haciendo que un ojo vea hacia un objeto mientras que el otro ojo mira en dirección diferente. Mientas algunos ven un Estado soberano que debe ser respetado por las decisiones que tome para el supuesto beneficio nacional, otros ven que estas decisiones son para beneficio personal; al final los ojos bizcos deben ver a una misma dirección, es decir que los funcionarios y la sociedad dirijan la vista a la dirección correcta, que es seguir siendo un Estado democrático, transparente y respetuoso de la ley.

¿Y qué pasa cuando un Estado cierra las puertas a una organización internacional, realmente lo hace para defender su Soberanía? pienso sobre lo que realmente significa la soberanía en mi país y lo que pensamos nosotros sobre la soberanía; nuestro bizco Gobernante cree que la soberanía es como en el pasado: “el poder absoluto o de unos pocos”, pero se le olvida de que Guatemala es un país democrático, que no se puede tener poder indiscutible y que tampoco somos un país aislado del Sistema Internacional.

Al ser actores en el mundo internacional no significa que dejemos de ser un Estado soberano; cuando el sistema estatal falla es entonces donde se recurre a la cooperación internacional, sea económicamente o para hacer transparente el Estado de Derecho como en el caso de la CICIG. ¿Por qué el Gobierno se niega a seguir abriéndole las puertas a una organización internacional, que desde 2007 ha luchado contra la corrupción en el Estado?

Pues no creo que la respuesta sea para defender la soberanía nacional; solamente los imperialistas desean imponer sus propias leyes por encima de todo, rompiendo el orden constitucional y dejando de lado la cooperación cuando el país la necesita. ¿Si el Gobierno de Guatemala recibe ayuda en el ámbito económico y social ¿por qué impedir la cooperación en el tema de impunidad y corrupción? Si lo único que se quiere es que se aplique la justicia a aquellos que se han burlado de la dignidad y del bien común de la sociedad.

Vivimos a la sombra de quienes utilizan el poder a su favor y una muestra de ello es el silencio que han mantenido los empresarios y quienes justifican los actos del presidente, de quienes siguen haciendo hasta lo imposible para perjudicar el sistema de justicia en el país. Jimmy Morales está a poco más de un año de dejar la presidencia y es importante preguntarse ¿Cómo dejará al país con estas acciones que ha llevado a cabo?, desobedeciendo las órdenes de la Corte de Constitucionalidad, queriendo alterar el Sistema de Justicia, cerrando la ventana a la Cooperación Internacional. Y sin olvidar que estas acciones tendrían repercusiones en el mundo internacional para Guatemala, solo veamos cómo se han pronunciado países, ex funcionarios y funcionarios internacionales sobre esta decisión de no renovar el mandato de la CICIG.

Aunque el presidente confirmó su participación en La Asamblea General de la ONU, son preocupantes los conflictos que ha generado con la organización; dejando atrás los medios pacíficos y legales, condicionando que actúen en “48 horas” para tomar una decisión, cuestionando y desafiando a las Naciones Unidas por no haber asignado otro comisionado. Estas son acciones que pueden incluso aislar al país, olvidando los ideales democráticos, sobre lo que realmente es la soberanía de Estado, abusando del poder y de la importancia de la participación en la comunidad internacional ¿Todo para qué? Para evitar ser investigado y afrontar la justicia. Si el Estrabismo no se trata, nunca se verá como debe de ser.

Share.

About Author

En Paralela

Somos cuatro mujeres con mucha consciencia de género. Nos une la voluntad de hacer escuchar aquella forma de pensar nuestra realidad que corre en paralela a la opinión hegemónica y que frecuentemente es subestimada o ignorada. Queremos reivindicarnos como mujeres, como estudiantes universitarias y como ciudadanas guatemaltecas. Bienvenidos y bienvenidas a nuestro espacio. Primera semana: Celeste Guzmán Jugando a la vida, respetando sus respectivas reglas, algunas de ellas difíciles. Me encuentro en un momento desafiante: se está moviendo al mundo, con evoluciones y revoluciones de generaciones que al igual que yo están en la búsqueda de aquello que llaman democracia. Segunda Semana: Jaqui González Nací en el extranjero pero crecí en el oriente del país. Soy estudiante de relaciones internacionales, abierta a la verdad y optimista sin remedio. Convencida de la reconstrucción de una mejor Guatemala, me uno a la lucha contra la conformidad y exclusión. Tercera Semana: Sofía Fuentes Futura internacionalista. Idealista frustrada. Columnista amateur. Me gusta el sarcasmo, la literatura y toda conversación inteligente. Detesto la corrupción, la discriminación y los pelos en la lengua. Creo en que el diálogo y el disenso son el camino al progreso, en que el cambio se realiza con acciones y en que las redes sociales son aún un pozo inexplorado de imaginación política. Cuarta semana: Alejandra Escobar Mujer aprendiz de la vida, consciente del ahora y creyente de un mejor mañana. Soy amante de la igualdad, la justicia y la tolerancia en la sociedad. Estudiante de Relaciones Internacionales empeñada a buscar y dar lo mejor para Guatemala. Busco expresarme para crear reflexiones positivas con la esperanza de crear un cambio.

Leave A Reply