La digna rabia

1

Foto Ligia-4

Foto tomada de cronica.gt

Por Ligia Gómez*

La rabia que dejan las injusticias más grandes, el desagradable sabor del café más amargo. Una rabia que atraviesa todo el cuerpo y que dan ganas de reventar.

Una rabia que desconcentra, que sabe rancia.

¿Cómo puede seguir pasando? ¿Cómo  permitimos que siga pasando?

¿Cuántas vidas más? ¿Cuántas madres? ¿Cuántos padres? ¿Cuántas hijas e hijos? ¿Cuántos sueños?

Sumidos en las más grandes carencias, con tan pocas o en algunos casos: ninguna oportunidad. ¿Con qué infortunio les es despojada su vida? Mientras trabajan, mientras las inhumanas condiciones es “lo que hay” que aceptar para sobrevivir.

Cuando son olvidados por todos, cuando no existen en el mundo de nadie, cuando están fuera de la mayoría de los mundos irreales en que vivimos. Porque pasamos casi a diario enfrente y nunca doblamos la esquina o siquiera volvemos la mirada y aún peor, nos apresuramos a cerrar las ventanas para no percibir su penetrante olor.

Olor que llega a los huesos; y es que huele a lo que queremos esconder, a lo que queremos desaparecer. Porque huele ¡Peor que a mierda! ¡Huele a corrupción! ¡Huele a sumisión! ¡Huele a olvido!

Un par de horas en una mañana para caminar por sus calles y un par de datos (1) bastan para entender por qué están ahí.

No porque hayan querido, ¡No porque no quieran estudiar o trabajar! ¡No! Están ahí porque los hemos olvidado, nos olvidamos de la historia y nos olvidamos de las secuelas, nos olvidamos de que fueron forzados, pero… Nadie lo sabe… Un silencio rotundo invade sus calles, no hay interés en recordar por qué están ahí; y así, pasan los días, pasan los años, a veces desapareciendo y muriendo sin que casi nadie se entere… Y a veces son tantos que no sabemos por quién llorar, si por ellos que son los olvidados o por nosotros quienes olvidamos.

Vivamos conscientes, vivamos sin condenar, vivamos para transformar, vivamos para recordar y tratar de cambiar: una vida por una.

¡Ni una más! ¡Ni uno más!

#RellenoSanitario

 

Datos:

  1. Comunidad que surgió de poblaciones indígenas desplazadas durante el conflicto armado interno.

 

  1. Comunidad conformada por diversidad de etnias que en la urbe enfrentan barreras idiomáticas limitando su integración a la sociedad.

 

  1. Familias mono parentales en su mayoría. No se sabe exactamente cuántas familias viven en la periferia del relleno sanitario, pero se estima una población de 90,000 personas aproximadamente.

 

  1. Ingresos familiares diarios de Q. 40.00 a Q. 100.00 con jornadas de más de 12 horas de trabajo (Para sostener a 4 personas en promedio).

 

  1. Altos índices de analfabetismo.

 

Fuente: Camino Seguro.

*Mujer irreverente, humana, “civilizadamente desobediente”, creyente y fastidiosament feliz; todo, hasta que me invada la injusticia y el sufrimiento ajeno, para ser entonces una incómoda verdad.

Share.

About Author

Firma Invitada

Autores invitados y colaboradores en la página de El Salmón

1 comentario

  1. EXCELENTE ARTICULO, y lleno de mucho HUMANISMO REAL, hacia nuestra humanidad. Yo en lo personal la comprendo y comparto sus sentimientos , POR sentir casi lo mismo. En muchas ocaciones hasta siento al ver TANTA INJUSTICIA , que naci en la EPOCA erronea, o talvez en el PLANETA que no me corresponde, pero claro en mi caso, para darle alguna respuesta a mis inquietudes, y enfrentar la REALIDAD, trato de inyectar dentro de mis actividades, mucho amor por los MAS NECESITADOS, y si profeso admiracion por personajes como Pepe Mujica, ex-presidente del Uruguay, y su buen concepto del cuidado de nuestro planeta, Ecologia, Medio Ambiente, y Amor Humano.

Leave A Reply